"Akoin", la criptomoneda con la que el reconocido cantante Akon busca luchar contra la corrupción en África a partir del 2020 - Criptotendencias - Noticias de bitcoin, criptomonedas y blockchain

«Akoin», la criptomoneda con la que el reconocido cantante Akon busca luchar contra la corrupción en África a partir del 2020

Akon plantea el lanzamiento en el 2020 de su criptomoneda para África, ¿podrá combatir la corrupción como espera? ¿Será de ayuda para los africanos?

"Akoin", la criptomoneda con la que el reconocido cantante Akon busca luchar contra la corrupción en África a partir del 2020
Comparte este post en tus redes sociales

Recientemente, durante el magno evento tecnológico Web Summit, el famoso y talentoso cantante Akon continuó impulsando su proyecto criptográfico Akoin, que estará disponible exclusivamente en el continente africano y con el que busca empoderar a las personas entre sus fronteras, luchando así contra la corrupción, el principal desafío para el crecimiento económico en la región

El continente africano es uno de los espacios territoriales que acumula la mayor pobreza en el mundo, con países sumergidos entre diversas problemáticas que afectan la vida de sus habitantes durante las últimas décadas. Entre los principales problemas en África, sobresalen los conflictos bélicos, siendo este continente el que mayor cantidad de conflictos bélicos y disputas tiene en activo en todo el mundo, según un informe de la agencia de la ONU para los refugiados, ACNUR, así como otras problemáticas como lo son el cambio climático, con territorios africanos entre desiertos y temperaturas extremas, además de enfermedades y epidemias y, principalmente, corrupción, un desafío para la gobernabilidad integral en África, según las Naciones Unidas.

A pesar de ser la corrupción un fenómeno de escala mundial, Naciones Unidas señala que «tiene un impacto mayor en países subdesarrollados y pobres, donde los recursos para el desarrollo caen indebidamente en manos del sector privado, lo que agrava la pobreza», mientras que Gobernanza África, explica que la corrupción se trata de un «problema nacional más acuciante, junto con la pobreza y el desempleo», con encuestas que señalan que la región se presenta como el territorio con la mayor corrupción en el mundo.

Una de las principales ideas tras el lanzamiento de las criptomonedas, especialmente cuando repasamos el White Paper de Bitcoin, la primera de todas, un documento que además cumplió recientemente los 11 años de su concepción, es que éstas monedas virtuales sirvieran como una alternativa para empoderar a las personas a nivel económico, que éstas no dependieran de instituciones centralizadas para llevar a cabo sus actividades financieras, sosteniendo así un control sobre su economía, entre otros aspectos. En general, podría decirse que estas características son directamente ideales para luchar contra la corrupción y el control inorgánico de fondos públicos o privados.

Akoin

Estas consideraciones parecen ser parte del proyecto Akoin, del popular cantante, compositor y empresario estadounidense Akon, con raíces de Senegal, país ubicado en la Costa Oeste de África, donde busca lograr un verdadero cambio en el camino africano, dispuesta a «estimular e innovar, oportunidades generadoras de ingresos que apoyen y fortalezcan el emprendimiento juvenil, la estabilidad económica y el crecimiento en África y el mundo», según señala su portal web.

El proyecto llegó a uno de los escenario más importantes de la escena tecnológica, con la participación de Akon en la Web Summit, un evento masivo evento global que reúne a los principales actores y personalidades de la industria tecnológica mundial, conferencia que este año se lleva a cabo en la ciudad de Lisboa, capital de Portugal, en donde el cantante múltiple nominado a Grammys, continúa impulsado su criptomoneda, con la que busca cambiar por completo la dinámica económica, tecnológica y comercial en el continente.

En una entrevista con Hadas Gold, para CNN, el cantante explicó sus intenciones de lanzar la criptomonedas en los primeros dos meses del 2020, asegurando que con esta iniciativa, espera «devolver a África el control no solo de sus recursos, sino también de sus ideas».

De igual forma, Akon estuvo durante el ciclo «MoneyConf» de la Web Summit, donde habló de la economía emergente en África, asegurando:

Creo que si África se uniera como un frente unido, podríamos convertirnos en la mayor superpotencia del mundo

La plataforma de Akoin describe que contará con un ecosistema multiplataforma, que brindará posibilidades para diferentes aplicaciones descentralizadas (Dapps), para las marcas en África, contando con posibilidades en materia de divisas, con monedas digitales, transferencias de dinero, entrada y salidas de efectivo, infraestructura, servicios profesionales basados en criptografía, además de servicios financieros, contenido, marketing, publicidad, salud, educación y gobernanza.

Desde su lanzamiento, Akoin se plantea como una criptomoneda con visión futura, con su creador Akon respaldando justamente el potencial de las criptodivisas, asegurando que «podrían ser los salvadores de África de muchas maneras, porque devuelve el poder a las personas y trae de vuelta la seguridad al sistema monetario», siendo un impulsor de éstos activos digitales en el continente.

¿África en crecimiento?

Al tomar en cuenta los puntos iniciales, se visualizan los puntos más sensibles y constantes en la historia africana, frenos de mano permanentes que no han permitido, entre otras cosas, que el continente avance hacia un desarrollo mucho más integral, tanto a nivel social, político como económico, despojándose del largo manto que arropa la pobreza al tener a 34 de los 49 países más pobres del mundo, mucho de ellos sumergidos en la pobreza extrema.

Sin embargo, a pesar de estos conflictos y problemas históricos del continente africano, señales de crecimiento ayudan a mostrar un potencial desarrollo en distintos niveles, especialmente el económico, como por ejemplo, un informe del Banco Mundial relacionado con las mejoras en las regulaciones para la actividad comercial en 190 países del mundo, posicionó a 5 países africanos entre los 10 principales países con mejoría económica, con Yibuti, Togo, Kenia, Costa de Marfil y Ruanda. Mientras que un tercio de las reformas regulatorias positivas para la economía, habían sido llevadas a cabo por países de la África subsahariana.

¿Podrá Akoin combatir la corrupción en África?

Si bien es cierto los problemas coyunturales africanos opacan cualquier indicador económico, y el crecimiento africano debe ser «tomado con pinzas», especialmente ante situaciones tan radicales como la pobreza extrema, resulta interesante ver cómo la iniciativa de Akon puede adentrarse en la vida de los africanos, que se espera tenga más de 500 millones de suscriptores de teléfonos celulares para el 2020, un punto que señala además el impacto del dinero móvil en la región, un aspecto en franco asenso en el continente, así como es el tema del envío de remesas, que según cifras del Banco Mundial, superó los 2 mil millones de dólares en 2018.

Por otro lado, la adopción criptográfica ha ido en constante crecimiento para los africanos, viendo cada vez más empresas y desarrollo en cuando a criptomonedas como Bitcoin, que abren su paso ante una de las poblaciones no bancarizadas, con más del 17% acumulado de población sin acceso a cuentas y servicios bancarios en el mundo, cosa que explica el impacto además del dinero móvil, mucho más rápido y menos complejo que las instituciones tradicionales, dentro del panorama africano.

Quedará por verse aún si el potencial de Akoin puede servir como un mecanismo positivo para la economía africana, así como ayudar en la lucha contra la corrupción, al empoderar a las personas en materia financiera, pero la iniciativa espera llegar para los primeros dos meses del 2020, y por le momento no tiene gran resistencia regulatoria, por lo que será cuestión de tiempo responder las preguntas… ¿Podrá Akoin ayudar al desarrollo económico en África? ¿Podrá Akoin tener un impacto positivo en la lucha contra la corrupción en África?

En el 2018, Enrique Aldaz-Carroll, un Economista Principal en la Práctica Global de Macroeconomía, Comercio e Inversión en el Grupo del Banco Mundial, publicó un trabajo en donde detalló cómo la tecnología blockchain y las criptomonedas podían ser un método valioso para combatir la corrupción, debido a puntos clave y características que posee la tecnología, incluso dando un ejemplo de cómo podría ser el esquema de uso de criptomonedas en un proyecto, fondo fiduciario o programa.

«Gráfico 1: Esquema del uso de la criptomoneda en un proyecto, fondo fiduciario o programa», extraído de la publicación «¿Pueden las criptomonedas y la tecnología de cadena de bloques ayudar a combatir la corrupción?» de Enrique Aldaz-Carroll

Únete a nosotros en Telegram y Twitter