Input your search keywords and press Enter.

Trove es la nueva cartera que funciona con los latidos del corazón

La idea surge debido a los múltiples robos que existen alrededor del ecosistema criptográfico. La creación de esta nueva cartera busca eliminar o por lo menos minimizar estos hackeos de monedas digitales a través de un sistema de almacenamiento en frío de criptomonedas y una app que permitirán a los usuarios gestionar sus activos con un alto nivel de seguridad.

Layer, el estudio de diseño del reconocido diseñador Benjamin Hubert en alianza con la startup Trove, realizó el lanzamiento de esta “cartera fría”, llamada así porque “mantiene los activos fuera de línea y del acecho de los hackers”. Además, tiene incorporado un sistema de seguridad inteligente que hará mucho más difícil perder las criptomonedas en caso de que el usuario olvide su contraseña.

La cartera Trove, aparte de almacenar criptomonedas viene en una presentación muy cómoda y fácil de llevar. Fue diseñada para lucirla como una prenda o accesorio, en anillo, collar y pulsera; y tiene un tamaño de apenas dos centímetros de ancho. La pulsera cuenta con una variedad de textiles, mientras que el collar viene en distintos materiales, que van desde el acrílico hasta el terrazo. Por su tamaño los accesorios también pueden ser guardados en el bolsillo o su sitio preferido a mayor alcance.

El primer prototipo de Trove también cuenta con un sensor de electrocardiograma (ECG), es decir, que únicamente el dueño podrá tener acceso a la cartera o desbloquearla al presionar su piel contra la zona de tacto en la parte frontal del dispositivo durante unos segundos. Se diferencia de otros sistemas de autenticación biométrica debido a que este sensor reconoce el patrón del latido del corazón único de cada usuario utilizándolo como un método de verificación de identidad para brindar acceso a la cartera. Posteriormente se activa una conexión por Bluetooth con la app Trove para ingresar a los datos y fondos de la cartera.

La innovación del producto se centra en el desarrollo de nuevas características de seguridad, diferenciándose del resto que utilizan claves de cifrado estáticas, como contraseñas para proporcionar acceso. Según Layer, con Trove este sistema es mucho más simple que los actuales que exigen métodos de recuperación de contraseñas o la impresión de varias páginas de hashes criptográficos únicos.

Parte de esta nueva cartera es Keep, un contenedor hecho de roca volcánica y policarbonato que funciona como puerto USB-C para cargar inductivamente la cartera; y Safe, una especia de banco privado protegido por la verificación del sensor ECG que permite almacenar de forma segura las criptomonedas en el hogar.