Input your search keywords and press Enter.

Cofundador de IOTA es optimista con el futuro de su criptomoneda

IOTA es uno de los proyectos que ha recibido el respaldo de grandes empresas alrededor del mundo, como   Volkswagen y Bosch Group quienes han invertido cantidades de dinero no divulgadas y trabajan estrechamente  con la fundación IOTA; además de organizaciones como el Centro Internacional de Innovación de Transporte y la empresa APG| SGA quien es la empresa de mercadeo líder en Suiza quien provee publicidad OUT of Home.

Tal vez te interese leer: Iota incorpora al Director Digital de Volkswagen a su proyecto

Actualmente IOTA cuenta con una capitalización de mercado que ronda casi $4 mil millones y aunque actualmente se encuentra como la moneda #12 en el ranking de coinmarketcap es uno de los proyectos más interesantes (a mi juicio) dentro de todo el ecosistema de las criptomonedas.

Dominik Schiener cofundador de IOTA fue entrevistado por Bloomberg y compartió su convicción de que esas asociaciones realizas con Bosch Group, Volkwagen y otras están encaminando hacia “el próximo ciclo de crecimiento” a IOTA.

Dominik Schiener Cofundador de IOTA

Dominik Schiener Cofundador de IOTA

Además de tener base en Berlín (Alemania) actualmente estan estableciendo oficinas en Toronto, Tokio, Oslo y Taiwan. “Muchos todavía perciben a IOTA como una criptomoneda alemana, y queremos cambiar eso”, dijo.

La Fundación IOTA, que está detrás de la moneda y dirige el desarrollo de la tecnología subyacente, tiene el dinero para hacerlo. Un poco más de 300 millones de euros están en el Tesoro, en forma de fichas de IOTA, según Schiener, quien encabeza la fundación dice fueron donados por los usuarios.

 Aproximadamente 50 personas trabajan para la fundación en Berlín, incluidos ocho matemáticos. “Todos reciben sus salarios no en euros, sino en fichas de IOTA”.

Dominik Schiener tuvo su primer proyecto con criptomonedas en el año 2013 cuando intentó establecer una plataforma de intercambio comercial a la edad de 17 años, (actualmente tiene 22 años) pero que termino en fracaso según el por medio ambiente que rodeaba a toda la tecnología “Las monedas digitales y la cadena de bloques aún no eran lo suficientemente relevantes”, dijo Schiener. “Muchos lo asociaron con negocios de drogas y otras empresas oscuras, y ningún banco quería darme una cuenta para la empresa”.

Después del “Fracaso” regreso a casa de sus padres a la edad de 18 años para terminar su educación secundaria. “Aunque perdí todo mi dinero, todavía estaba convencido de las monedas criptográficas”, dijo Schiener.

Todo este recorrido lo llevó a IOTA a inicios del 2015 donde con David Sønstebø, Sergey Ivancheglo y Serguei Popov, lanzaron la moneda digital. Ahora este joven de 22 años esta decidido a que IOTA sea una de las criptomonedas más valiosas.

Emprendedor, Consultor de Marketing Digital y Entusiasta de la tecnología Blockchain.