Cointraffic approval

NFT una experiencia nueva para los artistas.

NFT una experiencia nueva para los artistas.

Desde Argentina Lucia Verderosa, nos comparte su experiencia dentro del NFT's en nuestra sección autor invitado.

Comparte este post en tus redes sociales


Hace unos meses escuché el término NFT por primera vez. Soy una persona extremadamente curiosa y todo lo que tiene que ver con tecnología y arte despierta todos mis sentidos y mis ganas de indagar más. Descubrí de esa manera un mundo online artístico que no había visto nunca antes.  Una feria artística al alcance de un click.

En 2013 comencé mi carrera de Artes plásticas en la Facultad de Artes de la UNLP en Argentina, desde ese momento todo lo que tuviera que ver con el concepto artístico llamaba mi atención. En el transcurso de la carrera vimos todas las posibles formas de venta de arte y como eso llevaba a un elitismo muy por fuera de los demás individuos que pudieran acceder a las obras que pertenecían a museos o instituciones privadas como galerías o salones.

Cuando me acerqué por primera vez a los NFT, leí un manifiesto que hablaba del arte para todos, sean de la parte del mundo que sean, podían poner en venta sus materiales artísticos y eventualmente vivir de eso.

A penas uno comienza su recorrido artístico, los comentarios que más escuchamos son : “¿De qué vas a vivir?” “El arte no se valora como se debería así que busca otro trabajo” “¿De qué trabaja un artista?” De más está decir que esos comentarios no ayudan en tener una vista esperanzadora a futuro como artista, y mucho menos impulsan a que creemos cosas nuevas.

La posibilidad de poner en venta las piezas digitales que uno genera es maravillosa y hasta hoy en día aún resulta algo utópica, pero está sucediendo. Existen coleccionistas que pagan dinero real por obtener ciertas piezas artísticas y  hay muchas plataformas en las que se pueden “mintear” (subir obras para poner a la venta) con costos bajos. Hay otras plataformas en las que se tiene que recibir una invitación para poder vender obras, pero las posibilidades son infinitas.

Te puede interesar: Elon Musk pone en venta como NFT un tweet que contiene una canción sobre los NFT y las ofertas ya superan el millón de dólares

No está de más decir que, aunque es un panorama que abre muchas posibilidades para artistas, aún sigue siendo restringida para personas que no cuentan con acceso a computadoras, internet y medios digitales para componer. Además, algunas plataformas cuentan con comisiones bastante altos para subir obras y eso puede imposibilitar la venta de algunas de ellas. De todas maneras, en una visión utópica quizás, confío que en algún momento las posibilidades se van a igualar para todos.

Lo que llamó poderosamente mi atención cuando me adentré al mundo de los NFT fue la disposición de comunidad que se imprime en este nuevo mundo. Cada plataforma cuenta con su aplicación de Discord para liberar dudas, compartir trabajos, colaborar con técnicas y más que nada conocerse entre los artistas que forman parte de las diferentes galerías digitales.

Mi primer acercamiento a los NFT fue con CRYPTOARG, una comunidad de cryptoartistas residentes de diversas provincias de Argentina. Muchos de ellos trabajan con técnicas de ilustración digital, modelado en blender y fotografía.

Cada pieza que comparten es un impulso para aprender nuevas técnicas y adentrarme aún más en este universo de posibilidades.

Al principio fue un desafío adentrarme a esta nueva versión del arte, intangible y distinto a lo que aprendí en el trascurso de mi carrera, pero gracias a la ayuda de las distintas comunidades pude introducirme de una manera amena y aprender cada día un poco más.

En lo personal estoy trabajando con la técnica de ilustración digital con tableta Wacom. La compre hace casi dos meses exclusivamente para poder trabajar en esto. Actualmente estoy creando una serie astrológica de 12 piezas que pueden ser compradas individualmente en la plataforma de RARIBLE con un valor en ETH bajo, al ser mis primeras obras.

Apocalyptic Astrology. Pisces / Autora: @Verdepinklulu

La astrología me viene acompañando hace ya casi 5 años. Es una búsqueda sin fronteras, una posibilidad de conocer símbolos y códigos y poder comunicarnos a través de ellos. En mis redes dejo la impronta de que ser de géminis y considerarme un poco bruja es lo que me motiva a seguir incursionando en las diferentes formas de espiritualidad y autoconocimiento.

Los símbolos astrológicos me han permitido observar la vida de maneras diversas. Entendiendo las energías, los cambios, y especialmente los ciclos. Por eso esta serie la generé para realizar una especie de homenaje a todo lo que me ha enseñado en el trascurso de los años la astrología y todas sus ramas.

La astrología, el tarot y el arte comparten códigos y símbolos a través de la decodificación de las imágenes y sus conceptos. El poder analizar una obra no difiere del poder de analizar una carta de tarot y su significado. La espiritualidad no es un don, es algo que se aprende y se practica, como la interpretación de obras artísticas. Es afilar la mirada, realmente mirar y estar presente en lo que se observa para poder sacarle su mayor provecho a lo que se está contemplando.

Más allá de que hoy en día abunden las imágenes, y nuestro alimento mental sea más que nada audiovisual por la cantidad de redes sociales que consumimos diariamente, hay muchas joyas ocultas en la inmensa cantidad de creaciones que vemos todos los días. Todo tiene una elección detrás: elecciones tipográficas, de color, de composición y de contexto por sobre todas las cosas. Sea que vemos una publicidad digital o una foto tomada por un compañero de trabajo o una obra creada para ser vendida como NFT, todo tiene la impronta de la persona creadora y de cómo percibe su realidad.

Lo rico de los NFT es que hoy en día eso se puede comercializar. Podemos comercializar nuestro punto de vista, nuestra interpretación de lo que nos rodea, y hasta algo tan íntimo como es la creación de una obra que sale de lo más intrínseco de nuestro ser. Es aquí donde subyace la magia.

Mi recomendación para quienes se quieran adentrar a este mundo es tener paciencia, liberar la mayor cantidad de dudas que tengan y no olvidarse de disfrutar en la creación de sus obras. Es fundamental que el proceso sea igual de rico que la obra acabada. Estamos frente a la posibilidad de comercializar nuestro arte, pero que eso no nos nuble la base de todo que es tener lugar para mostrarlo y poder comunicar lo que queremos comunicar.

Tener una noción en criptomonedas ayuda muchísimo a entender el manejo del intercambio y de los NFT en su totalidad, así que se puede empezar por buscar notas que brinden una explicación base para indagar un poco más antes de sumarse a cualquier galería.

Buscar galerías y lugares requiere tiempo y dedicación, aconsejo entrar a los canales de DISCORD de las diferentes plataformas para no tener ninguna duda a la hora de mintear. Muchas de ellas manejan inglés como español.

En este siglo XXI nos relacionamos a través de usuarios, de códigos y de algoritmos. Nos vinculamos con personas de todo el mundo desde nuestro sillón. Opinamos, valoramos y hasta nos informamos a través de nuestros dispositivos móviles, ¿Por qué no, entonces, trabajar con ellos también? Los NFT nos brindan la posibilidad a los artistas de vivir de algo que fue tomado como hobbie por tanto tiempo. Nos presenta posibilidades y nos brinda la esperanza de vivir de lo que creamos. Es realmente un nuevo paradigma para el mundo artístico y las nuevas tecnologías y me emociona estar siendo parte.

Autor: @Verdepinklulu

 

Únete a nosotros en Telegram y Twitter; además puedes escuchar nuestros Podcast

Abre una cuenta en Binance y recibe 10% de descuento en comisiones con nuestro Link